martes, marzo 11, 2008

Gatos "último modelo"



Gatos sin pelo, gatos con orejas de búho, gatos con una gran cola peluda… Según el periódico Sunday Telegraph, los gatos “especiales” están de última moda entre los dueños de mascotas ingleses. El único principio que hay que tener en cuenta: cuanto más original sea el gato, mejor.
Hasta no hace mucho, el esnobismo consistía en ser el orgulloso propietario de un siamés o de un persa. Pero estos últimos tiempos, los gatos clásicos están pasados de moda y hay una gran demanda de animales de razas nuevas, como el Sphinx, por ejemplo, un gato completamente calvo. O el Selkrik Rex, de pelo rizado como si le hubieran hecho una permanente. Sin olvidar al Laperm, el Snowshoe, el Siberiano y tantos más, cada uno con sus llamativas y particulares características .
Naturalmente, estas novedades no están al alcance de cualquiera, pues su precio no baja de mil euros.
Sin lugar a dudas, lo diferente se paga. Y las ganas de llamar la atención, también.