lunes, febrero 18, 2008

Adivina y motorizada


Una mujer tailandesa asegura que su mascota Nong Oui, una hermosa rana a lunares que se encontró cerca de su casa, es muy especial, pues sabe conducir una motocicleta y hasta hace poco podía predecir los números ganadores de la lotería nacional.
"Cuando la vi, la rana tenía un pollito en su boca. La miré fijamente a los ojos y supe que me podía comunicar con ella. Le dije que soltara al pollito y lo hizo. Desde entonces se ha convertido en un miembro más de la familia”, contó la señora Tongsai Boommrungtai. Y prosiguió: “Durante mucho tiempo, los aldeanos vinieron a mi casa para decidir con la ayuda de Nong Oui a qué números de la lotería jugar, pues creían que podían verlos en la piel del vientre de mi rana. Diez personas ganaron, pero después empezaron a perder y tuve que suspender las visitas”.
Tal vez ya no pueda adivinar los números ganadores, pero Nong Oui sigue practicando su principal afición. “Nada le gusta más a mi ranita que pasear en su moto de juguete Harley-Davidson”, declara la señora Boommrungtai, sin perderla de vista ni un momento.